Un escaparate llamativo para tu peluquería en Navidad

Todos queremos diferenciarnos y tener las peluquerías más atractivas. La Navidad es un buen momento para lograr esa diferencia con un escaparate decorado especialmente para la ocasión.

Si no lo has hecho ya, imaginamos que lo estás pensando y, por ello, te damos algunos consejos para que tu establecimiento llame la atención y, de paso, atraiga a clientes.

Decora con armonía

Una decoración necesita armonía y por tanto, lo mejor es encontrar un tema concreto. Lo idóneo es que el tema esté relacionado con nuestra actividad, en este caso la peluquería.

Por ejemplo, puedes poner a un Papa Noel poniéndose guapo o un árbol de navidad con las tradicionales bolas de Navidad y como adornos, pequeñas tijeras y botellitas de champú.

No llenes el escaparate

En muchas ocasiones, se ven escaparates excesivamente decorados y llenos de cosas distintas. Hoy en día se tiende a la simplicidad porque además de no dar sensación de agobio, transmite más al que ve desde fuera tu fachada.

Utiliza colores uniformes

Recomendamos que utilices estilos de colores que luego también estén presentes dentro de tu peluquería. Para ello, tienen que ser colores que casen entre ellos.

Más modernos: morado, burdeos, cobrizo.
Elegantes: blanco, plata, azul.
Tradicionales: rojo, verde.

Pon algo de movimiento

Otra forma de ser diferente es agregar algo de movimiento. Esto atraerá a familias con niños que permanecerán un rato ante el escaparate. Por ejemplo, un marco de fotos digital que vaya pasando fotos del equipo vestido al estilo navideño. O un muñeco que va saludando al paso de los viandantes.

Fíjate en la competencia cercana

Date una vuelta por los alrededores para ver qué está haciendo tu competencia más directa y, así, podrás proponer algo diferente para tu negocio.

También, fíjate en aquellos comercios de la zona que no son competencia pero de los que puedes obtener inspiración e ideas para luego adaptarlas a tu propio plan.